Locatarios esperan ser reubicados en una semana

0
64

LOS COMERCIANTES OCUPARÁN toda la calle Tuxpan hasta la esquina de la iglesia de la Santa Cruz

ALFREDO ACEVEDO PETRIZ
SALINA CRUZ.

Locatarios del mercado “Ignacio Zaragoza” esperan que en una semana más estén reubicados, para que los trabajos de demolición y construcción del nuevo centro de abasto concluyan lo más pronto posible.

Azálea Ziga, conocida comerciante, lamenta que algunos locatarios no cooperen con las autoridades municipales. Todo lo contrario, dice, se dedican a poner y crear obstáculos para dejar en mal a la autoridad municipal.

Junto a otras comerciantes manifestó que han sido atendidas por el presidente municipal para ser reubicados. “Entre más obstáculos inventen algunos compañeros más va tardar la construcción del mercado”.

Las locatarias admiten que sufren por las inclemencias del tiempo, sin embargo, están conformes. “Fue una desgracia lo del terremoto, nadie tiene la culpa. Estamos sufriendo y por eso queremos que nos reubiquen ya para que los trabajos inicien, mientras no nos movamos, no iniciarán ni con la demolición”.

Los comerciantes estarán ocupando toda la calle Tuxpan hasta la esquina de la iglesia de la Santa Cruz y se dejará únicamente libre el arroyo adyacente donde se encuentra el hospital del Centro de Salud, para la entrada y salida de la ambulancia.

El secretario municipal Marco Antonio García, por instrucciones del presidente municipal está pendiente de que los verdaderos comerciantes del mercado “Ignacio Zaragoza”, sean los que ocupen los espacios destinados para la venta de sus productos.

Advirtió que no permitirán que personas que no sean del mercado se instalen en esos lugares.

“Las instrucciones del presidente han sido precisas, tratamos que los servicios básicos como electricidad, sanitarios y vigilancia ya estén listos. Esperamos que ya terminemos con esos servicios para que inmediatamente los comerciantes se pasen a los espacios que ocuparán, mínimo seis meses, tiempo óptimo programado para que concluyan los trabajos. Entre más tarden, los trabajos se retrasan”, concluyó Marco Antonio García.